¿Posición de garante derivada de legítima defensa?

La paradoja de Rudolphi

Autores/as

  • Jacobo Dopico Gómez-Aller

Palabras clave:

Homicidio por omisión, Legítima defensa, Ingerenz, Omisión, Comisión por omisión

Resumen

En la intersección entre dos de los ámbitos más apasionantes de la dogmática penal (la teoría de la justificación y la de la omisión) surge una de las cuestiones más interesantes de la teoría jurídica del delito: ¿es posible que la legítima defensa fundamente una posición de garante?
En efecto: el ejercicio de la defensa puede desencadenar de modo justificado una situación de grave peligro para la vida del agresor, de la que es posible que éste no pueda salvarse por sus propios medios. En tal caso, ¿cómo juzgar la conducta de quien, tras haber ejercido legítima defensa y haber puesto en peligro a su agresor, omite evitar la muerte de éste cuando ya ha cesado la agresión?
Se trata de uno de los topoi habituales entre los estudiosos de la comisión por omisión desde hace décadas. En la doctrina actual es aplastantemente mayoritaria la posición que niega una comisión por omisión, y que califica la conducta de simple omisión de socorro. De hecho, una amplia corriente doctrinal ha llegado incluso a convertir este supuesto en una suerte de piedra de toque o caso claro a partir del cual construir algunos de los fundamentos dogmáticos de la cuestión (como, por ejemplo, la frecuente afirmación de que sólo una injerencia antijurídica genera una posición de garante). 

Sin embargo, como veremos, cuando hablamos del supuesto “injerencia por legítima defensa” u “omisión tras legítima defensa” no nos encontramos realmente ante un caso claro, y ello se debe a que el planteamiento clásico define el supuesto en términos ambiguos. Por ello, cabe avanzar que para alcanzar una solución razonable es necesaria una mayor concreción en el planteamiento del caso, distinguiendo por un lado los casos de omiso salvamento tras legítima defensa y por otro los casos de omiso aseguramiento de un foco de peligro que se ha desencadenado en legítima defensa.

Publicado

2021-03-06